lunes, 29 de agosto de 2011

25 26 27 th august.| She's Irene and she's a hurricane


Paige, Karl, Marina! Come here, it’s important!
Reunión familiar en la cocina. En principio nada importante, Karen siempre nos llama a los tres para cualquier cosa, tanto para decirnos que recojamos la cocina como para decirnos que mañana hay una feria en no sé dónde y que quiere ir. Pero esta vez era importante de verdad. Cuando escuchas la palabra huracán te viene a la cabeza un lugar lejano, sabes que eso no te va a pasar a ti, porque vives en un lugar donde nunca pasa. Piensas en la pobre gente que vive en esas tierras dónde los huracanes son tan comunes. La cosa cambia cuando te mudas, cuando pasas de vivir en la relajación personificada a vivir en un país dónde los huracanes, tornados, etc  son tan frecuentes... Y cuando antes pensabas en esas pobres personas de aquellas tierras lejanas que se sometían a esas catástrofes naturales tan a menudo, ahora piensas en ti. No os voy a mentir, tuve miedo. Tanto que fui capaz de llorar a pesar de haberme jurado a mi misma no hacerlo. Sentí impotencia, me sentí una inútil al saber que no podía hacer nada más que guardar la calma y esperar a que todo aquello pasase. Me sentí más sola que nunca, a 8000 km alejada de los míos. Necesitaba un “todo va a salir bien”, y lo único que escuchaba eran gritos en otro idioma.
Durante todo el día del viernes nos dedicamos a comprar previsiones para al menos 3 días. Era extraño ver a mi familia comprar todo en latas, todo alimentos embasados que no necesitasen estar en la nevera, cuando ellos son los primeros en comprar todo natural. Compramos garrafones de agua de 9 litros, comida por un tubo, cincuenta mil linternas, y mantas.
Recogimos todo lo del jardín, y lo guardamos todo en la buhardilla. Metimos el coche en el garaje y nos aseguramos de que todas todas las puertas y ventanas estuvieran cerradas.
Cenamos en familia, y por primera vez desde que estoy aquí, bendecimos la mesa. Vemos la tele, todos juntos en el sofá. Se va la luz, y no sabemos qué hacer. Los chubasqueros y las botas de todos reposan sobre la mesa del salón, por si acaso. Vuelve la luz, continúa la película. Pero de pronto se pierde la señal, y un gran cartel aparece en la pantalla del televisor: Nos anuncia que el tiempo está empeorando y que estemos alerta. Ponemos las noticias, el huracán estará llamando a nuestras puertas en 10 minutos. Y yo ya no se qué pensar.
El viento se escucha desde el salón, sopla fuerte. La lluvia cae fuertemente sobre la ventana. Y se vuelve a ir la luz, pero vuelve enseguida. Las noticias muestran todo lo que está pasando a nuestro alrededor, un minuto.
Y la verdad es que no sentí nada. Cuando en las noticias anunciaron que todo había pasado me quedé más tranquila, la verdad. Pero al fin y al cabo, no fue más que una gran tormenta, a las que me debo ir acostumbrando. Han anunciado que este será el año de los huracanes.
Pero como ya he dicho en más ocasiones, van a hacer falta más que uno, dos o tres huracanes para moverme de aquí. Lo que no te mata te hace más fuerte. Y yo sigo bien viva, y lo seguiré estando.






















 Todo ha pasado ya, hoy el sol brilla como nunca. Después de la tormenta viene la calma.

martes, 23 de agosto de 2011

23 august. |guitarrrrrrrrrrrra


Después de largos días de aburrimiento limpiando el garaje una y otra vez por culpa de la lluvia, y tras largos chapuzones en la piscina y tardes cocinando y haciendo helado, os diré que también he hecho cosas interesantes. Como por ejemplo, ver la película de GLEE en 3D! No es totalmente una peli, es más bien como un documental-concierto en el que los actores cantan y tres personas diferentes cuentan como Glee les cambió la vida y de qué manera. Cuando entré en el cine pensé que iba a ser rollo peli, pero la verdad el hecho de que no lo fuese me gustó. Estuvo bastante bien. Fui a verla con Karen, Paige y Kate, la amiga de Paige con la que fuimos de compras la semana pasada, y me encanta! Estuvimos todo el día con ella, incluso cocinamos las tres en amor y compañía, son adorables. Al día siguiente no paso nada interesante… hablé con mis niños por el skype, como me alegró verles las caras de nuevo! Les echo de menos la verdad; daría lo que fuera ahora mismo por un cursillo de skate para principiantes o por una tarde laaaaarga larga en el BK sin hacer nada. Pero estoy aquí, toca cambiar de aires y a vivir la vida que es MUY corta.
 Luego  Paige se marchó y me pasé tooooda la tarde con Karl limpiando macetas. Entretenido no, lo siguiente. Y hoy, cual fue mi sorpresa cuando a las 07:00 am llaman a la puerta de mi cuarto y me dicen: “Marina, prepárate que a las 08:00 tienes que estar en el high school porque te van a hacer las pruebas de nivel de inglés y matemáticas!” WTFFFFFFFFF? PRUEBAS DE NIVEL? DE MATEMÁTICAS? CON LO NULA QUE SOY? HOLA? QUE PASA AQUÍ?  Levantarse, ducharse, vestirse, arreglarse, peinarse, hacer la cama, repasar alguna que otra fórmula al azar y desayunar en 20 minutos para mí es un auténtico record guiness, cualquiera que me conozca lo sabe. Pero bueno, lo he conseguido. Llego al higschool y otros 9 alumnos están allí por la misma causa que yo, para hacer las dichosas pruebas de nivel. A saber que me ponían allí, en ese instante todas las clases con Alicia, su bata blanca y sus guantes azules se mezclaron con un millón de cosenos, inecuaciones, polinomios, radicales y números pí. Un caos total (2).
Y cual fue mi sorpresa (porque sí, fue una sorpresa), el saber que ese examen de matemáticas fue el más fácil que había hecho en toda la eso. Y me complace comunicaros que aquí la menda a la que se le dan mal las matemáticas se va a la clase de honors algebra 2 que es las más avanzada en el high school. TOMA YA. Del examen de nivel de inglés no me comentaron nada, a ver a ver…
Después del examen Karen y Paige me esperaban, y nos fuimos a cambiar unas cosas a la tienda y luego a comer. Me pasé tooooodo el camino hablando sin parar con Paige del colegio, de todo, de los bailes, taquillas, deportes, míticas fuentecitas que hay en los pasillos, miles de clubes de cualquier tipo, mil clases a escoger, profesores agradables y miiiles de cosas más que en España no hay. Le parece increíble que en España no haya todas esas cosas, y cada vez que se lo digo flipa; no se puede creer que no tengamos taquillas, o que no practiquemos ningún deporte, cuando aquí es el modo de hacerse popular. No se puede creer que no tengamos baileeeeees! OMG, está casi más emocionada ella que yo por mi primer baile, dice que me va a hacer de todo, que me va a probar mil vestidos y que me va a llenar la cabeza de laca de tanto peinado (quiere rizármelo, lo cual es imposible). Y yo encantada olle.
Una cosa muy divertida que he probado estos días es a enseñarle a un americano como hablar español. ES LA COSA MÁS GRACIOSA QUE HAY EN EL MUNDO.  “Yo no hablo español”, “Holaaaaaa”, “Nurrrria?” “Guitarraaaaaaaa”. Probadlo, es la caña de Espaaaaaaña! jajajajajaja
Mañana iré al high school por la mañana porque me van a hacer como una guía por tooodo el centro para que me acostumbre antes de que empiecen las clases y no perderme (que aún así lo haré, lo sé), e igual escojo ya las asignaturas, todavía no es seguro.
La vida no deja de sorprenderme… tras días de lluvia intensa y de aburrimiento máximo, hoy ha salido el sol y me he divertido como pocos días. Si ya lo decía el refrán, después de la tormenta viene la calma.

viernes, 19 de agosto de 2011

18th august.| laugh


Parece que levantarse a las 07:00 am comienza a ser una rutina. Y leer toda la mañana también. Pero bueno, supongo que será como un entrenamiento para todo el resto del curso. Casi todos mis compañeros de las becas han empezado ya las clases, y yo sigo aquí, cada mañana en casa. Pero aburrir no me aburro. Después de leer y hacer el vago durante toda la mañana, Karl vino a mi habitación y comenzó a preguntarme sobre el libro que estaba leyendo. Me costó bastante explicárselo, y él lo notaba (era bastante evidente); pero al final de todo me dijo: “Sabes que puedes hacerlo si quieres, solo tienes que practicar más”. Que mono jaja.
Después de haber comido, rápidamente cogimos el coche para llevar a Paige a su clase de canto; y durante esos 45 minutos Karen me estuvo enseñando tiendas. ¡Y QUE TIENDAAAS!
Todo iba genial hasta que mirabas los precios! A ver si, la ropa aquí es más barata con lo del cambio euro-dólar, pero aún así… buaaaaah! Pero aún con esos precios, volveré a esa tienda, lo juro! Jajajaja
Cuando Paige termino su clase y la recogimos, nos dirigimos al mercado de los jueves, donde la familia va todas las semanas a comprar las verduras (ecológicas totalmente, por supuesto) y allí conocimos a Darcy y a Ryan, unos amigos de la familia. Tras pasar toda la tarde con ellos entre risas y tonterías, volvimos a casa. Y menuda vuelta a casa! No paramos de reírnos, de cualquier cosa! Fue una locura, pero al mismo tiempo me hizo recordar todas esas tardes con las niñas haciendo el imbécil seguido. Cómo las echo de menos.  Una vez en Westover road sabéis lo que tocó?  GUACAMOLEE! Jueves de guacamole, benditos sean! Paige y yo nos pusimos moradas mientras preparábamos la cena, que estuvo lista en nada! Tras cenar, un buen baño en la piscina mientras el resto recogía (el que no cocina limpia y viceversa)   y que a gustito nos quedamos! Tienen un trampolín enorme, que ahora están prohibidos, y es geniaaaal!
La familia no deja de sorprenderme, cada día conozco a más gente y hago más cosas nuevas, me encanta aprender de ellos! La verdad es que aquí todo es perfecto, aunque llueva o haya tormenta. Más de lo que había imaginado.

martes, 16 de agosto de 2011

16th august.| new girl in town


Ocho de la mañana y el sol me despierta; de todas las maneras posibles de despertarme creo que esta es la más agradable. Pero de pronto un chillido hace que me levante:
-Kaaaaarl? What are you doing?
-Mum, I’m so hungry, I’m eating!
Pobre Karl, llleva sin comer dos días. Justo le pusieron brackets el día después de mi llegada… pobre yo.  Si ya no le entendía al principio, ahora menos!
Nueve de la mañana, me meto en la ducha;
-Paigeeee? You’ve been sleeping for so many hours, are you dead or what?
-I’m allright mummy, I’m going downstairs in a moment!
Salgo de la ducha, el desayuno está preparado… y muuuuuy rico. Si hay algo en lo que tardaré en acostumbrarme es a las comidas… la mayoría de los días no desayuno, y no como hasta las doce o una, cuando llevo  más de 15 horas sin comer, porque cenamos a las 7. Pero bueno, todo es acostumbrarse.
Las cosas por aquí cada vez van a mejor. A veces me paro  a pensar en qué estará ocurriendo en casa, pero los días como hoy hacen que se me olviden las preocupaciones, al menos por ahora.
Tras una laaaarga mañana limpiando cientos de mazorcas de maíz, limpiando la cocina, el baño, etc, Paige tenía un plan perfecto: SHOPPING BABY!
Pasarlo en grande fue poco… Paige siempre está hablando de su amiga Emerson: “Emerson told me that… When Emerson was in Paris… Emerson is so insane…”; y la verdad es que ahora se porqué. Es adorableeeeee! Bueno, ella y Kate, las dos son encantadoras! No pararon de hacerme preguntas, no paramos de hablar! GENIAL.
Paige, Kate, Emerson y Camila (otra amiga) son como las bratzs, como los ángeles de Charlie, como las mosqueteras, como las tbf, siempre están juntas, pase lo que pase. Y quieren que yo sea una más. Me “obligaron” a unirme a su clan. Y yo encantada, olle.
Me ofrecieron ayuda para los deberes, me dijeron ue me ayudarían en todo lo que necesitara, que solo tenía que hablar con ellas! So cuuuute!
Después de ir al centro comercial, llevamos a Paige a los entrenamientos de cheerleadering, y a Karl al cine. Karen y yo estuvimos dando vueltas por Wayne, que al parecer es la ciudad de Pipi Calzaslargas, y yo sin enterarme! Tras ir a comprar algunas cosillas para la casa, regresamos de vuelta al instituto para ir a buscar a Paige. A que no sabeis quien conoce a todo el equipo de animadoras? YOOOOOOOO, SI YO! Están bastante locas, pero son muy agradables. Para ellos soy la nueva, el juguetito con el que todo el mundo quiere jugar; y me encanta!
Tras recoger a Karl, fuimos a cenar, y luego nos marchamos para casa. HOME SWEET HOME. Y cuando estaba ya dispuesta a meterme en la cama, Paige se asomó a mi puerta:
-Hey Marina, do you want to see something really funny? Karl is standing behind de TV!
-whaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaat?
Pues sí, allí estaba; La tele está estropeada y se metió allí para intentar arreglarla… pero lo peor no es eso: Paige le siguió y terminaron los dos detrás de una televisión de 52” encajada en un mueble de pared. Gracioso no, lo siguiente jajajajajajajajaja; aún así, no consiguieron arreglarla, vaya par de dos. Total, que terminamos viendo la película de “enredados” en el ordenador de Karl… final feliz, como siempre. What did you expected?

lunes, 15 de agosto de 2011

15th august 2011.|It’s raining, raining.


Llueve. Llueve y no paaaara de llover, y estamos en pleno agosto. Pero la verdad es que no me importa demasiado porque la lluvia no es impedimento para seguir haciendo cosas. No me importa mucho que llueva si os digo la verdad, porque me hace sentir como si estuviera en casa! Todo aquí es tan parecido pero a la vez taaaan diferente, no sé, es una sensación extraña pero al mismo tiempo es fantástica! En los últimos tres días he hecho muchas más cosas que en mi verano entero (fácil). He ido a millones de sitios… Picnics, granjas, fiestaaaas… he visto muchísimas películas (lo que me ayuda a la hora de reforzar mi oído americano), he ido de compras, comido comida mejicana, hecho helado, limpiado el garaje, y muchísimas cosas más. Aburrirme aquí? desde luego que no, no hay tiempo para eso. Siempre hay algo que hacer, siempre hay a donde ir, es genial. Típico americano, todo sobre la marcha.
Quién iba a decir que a mí, organizadora máxima y creadora oficial de eventos, me iba a importar tan poco no tener planes ni organizar nada… quizás esté cambiando ya sin darme cuenta. Sea como sea, cualquier cambio será para mejor, estoy segura!

sábado, 13 de agosto de 2011

12th august.| ready, steady, go!

A pesar de que podía dormir hasta que Karen (la madre) me llamara, me desperté como 3 horas antes, a las 6 o así... pero bueno, estuve pensando y así y bien. Se oía movimiento por la casa, aunque a mí no me despertaron hasta las 21:00. A esa hora me levante definitivamente e hice mi cama, me levante a la cocina y estuve allí charlando con ellos. La madre me pregunto que quería desayunar, y desayunamos pancakes! saben geniaaaal! A parte los hacen ellos y súper bien! Les ayude a recoger, y les di sus regalos (los que estuve comprando antes de irme) y le explique al niño lo de los pimientos de padrón, les hizo mucha gracia jaja, fue muy divertido! Luego prepare la maleta, porque nos fuimos a un parque acuático y temático lleno de montañas rusas! jugamos un rato al buzz en la play y vimos "the right Price" que es algo así como el concurso este de el precio justo, de adivinar precios de objetos, fue muy divertido! luego nos marchamos y fue una hora de viaje en coche, y llegamos al hotel. Dejamos las cosas y nos fuimos al súper a comprar de comer... no sé qué me pasa pero desde que estoy aquí no tengo hambre ninguna! Paige dice que soy Jesús porque nunca necesito nada jajajaja. En el hotel conoci a Alex, la hija de unos amigos que es gimnasta, es mas mona... vino con nosotras al parque! la tarde allí fue genial, las montañas rusas eran impresionantes!Y el parque acuático fue genial también! (http://www.dorneypark.com/). Al final del día el hermano de Alex, Michael, y su novia Sarah nos recogieron y nos llevaron a su casa, porque era el cumpleaños de Mike, su padre y había una celebración. Al llegar nos fuimos al salón, y Sarah nos toco el piano. Sabe tocar Bella’s Lullaby, me recordó tantas cosas... luego todos se fueron a la cocina y me quede con Karl, mi hermano pequeño, que está obsesionado con jugar a las cartas! quiere que le enseñe juegos españoles, pero no tenemos cartas! les diré a mis padres que me manden unas por correo! luego fuimos a la cocina y allí estuvimos hablando, y escogimos una película, INSIDIOUS. Fuimos al salón que está abajo y la verdad es que es impresionante! las casas aquí son mejor que en las películas, más lujosas, no sé. Las habitaciones son enormes, las televisiones tienen como dos metros y medio de ancho y uno y medio de alto... las cocinas son impresionantes, todo! y nada, vimos la peli, y a la mitad subimos porque llegaron los mayores y subimos a cantarles el cumpleaños feliz a Mike, y tomamos tarta (no tan rica como la de mi padre, pero bueno...jaja) Bajamos y seguimos con la peli... menuda paranoilla mas grande jajaja. Cuando termino subimos a la habitación de Alex, es también enorme! y como no sabíamos que hacer pues vimos otra peli: “Sígueme el rollo”, “just go with it” en inglés. No la vimos entera porque tuvimos que irnos al hotel, estaba cansadísima! Estuve hablando con la madre de Alex y Michael, no recuerdo el nombre... y resulta que es italiana! todos lo son! sabe un poco de español, le estuve enseñando y aun nos reímos. Nos despedimos y así y nos marchamos al hotel. Llegamos al hotel y allí nos acomodamos y Paige se quedo viendo csi... le encanta! Yo sin embargo… me quedé dormida!
No sé como agradecerles todo lo que están haciendo por mí, por lo menos estos días de adaptación. Me alegro de estar aquí, aunque eche de menos tantas y taaaaaantas cosas, creo que merece la pena. 10 meses pasan volando, no?